La mujer de 111 años recibió la vacuna el pasado lunes en el municipio de San Vicente de Chucurí, Santander.

Zoila Rosa Rivera Plata llegó al centro de Bienestar del Anciano de San Vicente de Chucurí cuando cumplió sus primeros 100 años de vida.

La señora Zoila, aunque nació en Zapatoca, fue acogida en este hogar desde hace 11 años, tiempo en el que se mantiene como la más longeva de la institución.

El pasado lunes, en punto de las 8:00 a.m. recibió la dosis de vacuna del laboratorio Sinovac, que le fue entregada por el secretario de Salud de Santander, Javier Villamizar y otras autoridades del municipio.

Conectada a un monitor de signos vitales, doña Zoila preparó su brazo izquierdo y se convirtió en la primera mujer de la provincia de Yariguies en ser inmunizada contra la COVID-19.

Según, la secretaria de Desarrollo de San Vicente, Judith Arenas, “al principio estaba un poco tensa, como asustada por ser vacunada. Sin embargo, después de una charla, se tranquilizó”.

La funcionaria dijo que esta adulta mayor, a sus 111 años, goza de buena salud, que se vale por si misma y tan sólo tiene unas pequeñas limitaciones de audición.

Las autoridades del municipio afirmaron sentirse orgullosas de tener a doña Zoila en su centro de Bienestar y que seguirán cuidándola para que siga celebrando muchos más cumpleaños con ellos.

Junto a esta adulta mayor, el pasado lunes fueron vacunados 32 inquilinos de esta casa hogar del municipio cacaotero.


Fuente: Vanguardia.com