6256817 (Este número es solo para compra de publicidad) sanvicentedechucuri@gmail.com

El enlace del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar en esa localidad, Martha Gómez, reiteró las denuncias que por este medio de comunicación se hicieron públicas el pasado primero de septiembre.

“Se tomaron evidencias fotográficas del Colegio Rural Pozo Nutrias Uno de la entrega de alimentos que se hizo el pasado 2 de septiembre. El transporte no es el adecuado para un sector a tres horas de distancia del casco urbano. La calidad de la papa y la naranja es mala”, dijo la funcionaria.

Se consultó con representantes de la firma Nutrisantander, que este año asumió la operación del contrato PAE manejado directamente con el Ministerio de Educación.

Responde

Gustavo Santrich, director financiero de la empresa, respondió:

“Que el mercado llegue incompleto eso es mentira. Que en el recorrido hasta San Vicente se dañen algunos alimentos eso sí puede pasar. Nosotros tenemos un proveedor local que inmediatamente nos reemplaza el producto”, aseveró el representante.

Santrich también se refirió a la demora en el pago de las manipuladoras, afirmando que se envió una carta a los rectores de los colegios y escuelas beneficiadas con el programa con los pormenores del contrato.

“Hasta el 3 de septiembre de 2015 el Ministero solo nos ha pagado marzo y abril. Están pendientes los meses de mayo, junio, julio y agosto. El pago se realiza una vez se entrega al Ministerio de Educación la documentación completa de los niños que recibieron el alimento. Estos documentos pasan primero por verificación ante el Simat (Sistema de Matrículas Estudiantil) y luego por las manos de la interventoría”, explicó Santrich.

Si hay una inconsistencia el paquete es devuelto al operador para que se revise todo el proceso. Actualmente Nutrisantander administra 2.230 restaurantes escolares en Santander.

Prórroga

El contrato que firmó este año la empresa Nutrisantander para los 82 municipios no certificados en educación del departamento finalizaba el pasado 31 de agosto.

Sin embargo, la firma tendrá bajo su poder el PAE hasta el final del año escolar. “Con todo lo que se ha dado del retraso en los pagos, nosotros presentamos renuncia ante el Ministerio para la adición del contrato. No la aceptaron. Ellos sacaron una convocatoria la semana pasada y ningún operador se le midió. Tocó asumir la adición hasta el 20 de noviembre cuando termina el año escolar”, detalló.

Además reconoció que ha habido denuncias formales de la comunidad, pero aclaró que actualmente se despachan los productos empacados en malla. “Nosotros no tenemos el capital ni hay la cantidad de carros isotérminos para guardar las proteínas y menos que puedan hacer el recorrido hasta las veredas, que es donde está la mayor parte de los beneficiarios en San Vicente de Chucurí”, afirmó el director financiero.