6256817 (Este número es solo para compra de publicidad) sanvicentedechucuri@gmail.com

La Unidad de Restitución de Tierras para Santander y el Magdalena Medio confirmó que luego de un proceso de investigación se pudo comprobar que el abandono del predio se produjo durante el conflicto armado que azotó la región en la década de los 90.

“Las circunstancias actuales nunca serán las mismas. Mi esposo murió hace varios años y el retorno será como empezar de cero”, afirmó la afectada, quien reclamó sus tierras. “Estoy feliz de saber que pronto estaré de nuevo en lo que fue mi hogar y mi casa”.

Antes de obligarse a abandonarla, la finca de la familia fue sinónimo de progreso. Allí lograron crear un restaurante y una lavandería aprovechando que cerca de allí hay una empresa de carbón.

Sin embargo, cuando las autodefensas ingresaron a El Carmen de Chucurí el esposo de la hoy reclamante de tierras fue señalado de ser colaborador de la guerrilla, por lo que la familia decidió abandonar el terreno.

De allí se desplazaron hasta Barrancabermeja y luego a Bucaramanga, dejando a dos familiares a cargo de la tierra. Sin embargo, ellos también fueron intimidados y pese a que hubo varios intentos de recuperar ese patrimonio familiar las amenazas de las Autodefensas eran más fuertes.

Comisión

La Unidad de Restitución de Tierras confirmó que la familia que hoy se beneficia del proceso en El Carmen de Chucurí tuvo que vender el predio por un precio por debajo del real y, además, entregar un 50% de la venta al comandante del grupo armado que operaba en la región para que permitiera la venta. Hoy un juez le permite volver a la finca que era de su familia.