6256817 (Este número es solo para compra de publicidad) sanvicentedechucuri@gmail.com

Ya es confirmado. Omar Acevedo Ramírez es el nuevo alcalde de San Vicente de Chucurí, luego de una de las contiendas electorales más curiosas de la región.

El nuevo alcalde de San Vicente de Chucurí, Omar Acevedo Ramírez, se despoja de su liderazgo en el gremio cacaotero de Santander para tomar las riendas de la Capital Catacotera de Colombia.

El que fuera el líder de los cacaoteros en Santander es hoy el mandatario de esa localidad, al superar con solo 20 votos a su más cercano contrincante, Luis José Arenas.

Este contador público de 55 años, y quien cursara sus estudios secundarios en el Colegio Seminario San Pedro Claver de Barrancabermeja, habló con Vanguardia Liberal sobre el difícil reto que tuvo que pasar el día de las elecciones y las horas posteriores.

Además, dialogó sobre la situación de la salud pública que actualmente afecta a los chucureños, las constantes fallas de las vías departamentales cercanas a ese municipio y la situación que aún persiste para los más de 100 damnificados, cuatro años después de la avalancha del 18 de mayo de 2011.

La elección

Vanguardia Liberal: su elección fue bastante reñida, ¿cómo vivió ese día?

Omar Acevedo Ramírez : con mucha dificultad. Nosotros habíamos anunciado que esta era una victoria peleada, que no iba a ser casual, pero no nos imaginábamos que esto tuviera estas connotaciones que se han visto. Entonces ha sido toda una desinformación muy grande alrededor de todo esto, tratando de desvirtuar la legitimidad de esta victoria y enlodando a los funcionarios, específicamente, a las autoridades electorales en este asunto.

Vanguardia Liberal: Incluso hubo alteraciones de orden público. Se tuvo que decretar el toque de queda durante cuatro días…

O.A.R.: En cuestión de orden público puedo decir que las elecciones se desarrollaron en la normalidad más grande. San Vicente de Chucurí ha asumido estas situaciones de una manera muy seria, aquí no hubo ninguna asonada. Pasamos de un escenario político a un escenario de mercadotecnia política. Esta campaña del contradictor llegó a tener unos costos desbordantes y por eso dio para todos los resultados.

Puntos claves de su programa de gobierno

1. Desarrollo agropecuario sostenible.

2. Acceso a salud y educación.

3. Innovación – ciencia y tecnología.

4. Vivienda urbana y rural.

5. Desarrollo turístico.

6. Vías secundarias.

7. Sostenibilidad ambiental.

8. San Vicente como ciudad intermedia.

9. Aumento en la inversión.

10. Seguridad territorial.

PREGUNTAS Y RESPUESTAS

Vanguardia Liberal: Se espera que uno de los estandartes de su administración sea el económico, ¿cuál es su plan para el gremio cacaotero en el próximo cuatrienio?

O.A.R.: Tenemos unos retos muy grandes en relación con el campo y, específicamente, con el cacao, porque no en vano somos la Capital Cacaotera de Colombia. El plan es posicionar la agroindustria alrededor del cacao para poder decir, dentro de muy poco, que en San Vicente de Chucurí se produce el mejor chocolate y a partir de ahí las mejores chocolatinas del país y la mejor dulcería fina. Sobre todo queremos que como resultado final mejoren las condiciones de vida de los productores.

Vanguardia Liberal:  Lo que sí tiene sufriendo a los chucureños es el tema de la salud, más aún luego de que la Gobernación de Santander le diera la concesión del hospital público a la ESE El Carmen de Chucurí por 20 años más, ¿cuál será su gestión en este sentido?

O.A.R.: Ese es otro de los retos que tenemos. El Hospital Municipal se encuentra en unas condiciones deplorables y el hospital que había se liquidó. Pero se les olvidó crear el hospital de San Vicente, entonces estamos sujetos a una administración que ha quedado en muchas manos en los últimos años. Después de tener un tercer nivel de atención hemos caído a tener prácticamente un puesto de salud. Ya no están naciendo bebés chucureños porque a nuestras mujeres las están enviando a Bucaramanga, a Barrancabermeja y a otros municipios. Tenemos que crear una empresa social del estado que pueda administrar el hospital para que podamos tener un mejor servicio.

Vanguardia Liberal: Pero la concesión ya se firmó, ¿todavía se puede hacer algo?

O.A.R.: Tenemos que mirar las cuestiones jurídicas y, si es el caso, lograr que se revoque este documento porque es que la comunidad aquí tiene una insatisfacción cercana al 95%. Esto nos podría dar argumentos para poder echar atrás este convenio que, por más que se haya celebrado, hay muchas razones de peso para cambiarlo y con este también la situación de salud pública en el Municipio.

Vanguardia Liberal: Otro tema que también incomoda a propios y extraños es el estado de las vías de acceso a San Vicente de Chucurí, no solo desde Barrancabermeja, sino desde el Carmen de Chucurí y Bucaramanga.

O.A.R.: Las vías nos han marcado para bien o para mal. San Vicente de Chucurí es uno de los municipios más atrasados en el departamento en lo que tiene que ver con las vías terciarias y secundarias, que nos comunican con los principales municipios. Afortunadamente, gracias al proyecto de la represa Hidrosogamoso se pudo compensar parte de la vía, la cual fue sustituida. También se está haciendo una inversión para poder culminar esa pavimentación de la vía hacia Bucaramanga y esperamos que esté lista a comienzos del otro año. Quedaría por intervenir la vía hacia Barrancabermeja, en el tramo que nos comunica con la Ruta del Sol, que nos abre oportunidades de competitividad. Sobre eso vamos a liderar la gestión de los recursos y en eso hay mucho que reclamar.

Vanguardia Liberal: ¿Cuál es su lectura del sector educativo oficial en San Vicente de Chucurí?

O.A.R.: El sector educativo tiene muchos inconvenientes. Nosotros tenemos aquí un rezago muy grande. Miles de jóvenes terminan bachillerato y no hay oportunidades. Para las familias de escasos recursos poder enviar a sus hijos a estudiar en otras ciudades es casi imposible. Otro de los retos es poder tener aquí la universidad presencial con programas que nos ayuden a salir adelante en los diferentes sectores. Eso ayudaría a generar oportunidades para nuestros jóvenes, que están cogiendo otros caminos. Tenemos que avanzar en una educación de investigación y de más calidad.

Vanguardia Liberal: Han pasado casi cinco años desde la avalancha de mayo de 2011, ¿se ha cumplido las promesas a los damnificados?

O.A.R.: Lamentablemente, no. Ya van dos administraciones comprometidas con esto y no ha sido posible brindar esa solución a todas esas víctimas de la avalancha, en especial con el tema de vivienda que era lo mínimo que debía garantizar el Estado. Ya tenemos el lote, pero hace falta todo el diseño arquitectónico y, desde luego, la construcción de las casas para poderles entregar a estas personas que sufrieron esta catástrofe. Esa es otra de nuestras obligaciones.

Vanguardia Liberal: ¿La construcción de la vivienda está en manos del Gobierno Nacional, el Departamento o el Municipio?

O.A.R.: Esa es una responsabilidad compartida. El lote lo donó el Batallón Luciano D’ Luyar. Lo que no está asegurado es el diseño arquitectónico que asegure los servicios públicos para iniciar el programa de vivienda de interés social que pueda asumir el Municipio, cofinanciando una pequeña parte con los aportes del Gobierno Nacional.

Publicada porSONIA LUZ SUÁREZ SALAZAR / Vanguardia Liberal